Logo-LoMonaco-Cabecera
29/12/2014

Empezar el año con un buen descanso

Hacemos balance del año que ha pasado: ha sido un periodo para todos lleno de éxitos, ilusiones cumplidas y porqué no, también  decepciones y esa sensación de que podríamos haber exprimido más el año que ya nos deja.
Empezar el año con un buen descanso

Es un sentimiento que nos sirve de acicate para que carguemos la agenda de 2015 con propósitos que nos hagan ser mejores y estar más satisfechos con nosotros mismos. Existen ciertos factores elementales para afrontar con optimismo y energía nuestro día a día, que es al fin y al cabo lo que forma parte de esta declaración de intenciones  ¿Te has parado a pensar que gran parte de tu bienestar está íntimamente relacionado con tu sueño? Pues sí, la calidad del descanso nocturno como ya sabes, es uno de los pilares de nuestra salud física y mental, por eso si quieres empezar tu año durmiendo bien, no puedes descuidar factores que rodean tu sueño, al alcance de tu mano y que optimizarán tu experiencia.

Características del equipo de descanso.

No nos cansamos de repetirlo: el equipo de descanso es una unidad (indivisible) y cualquier deficiencia en sus elementos repercute negativamente en tu sueño. El colchón debe ser una superficie de firmeza media, adaptable, flexible  y de materiales que eviten las alergias. Así mismo la almohada además de tener las características ya citadas, debe ser de un grosor adaptado a los rasgos del durmiente y del colchón. La base independientemente de que sea somier, canapé o base tapizada de permitir el apoyo uniforme de todo el colchón, sin deformarlo además de facilitar la transpiración.

Otros elementos imprescindibles del equipo de descanso serían los cubre colchones y cubrealmohadas, fundamentales para mantener las superficies del colchón y de las almohadas intactas, protegida del uso diario o de cualquier eventualidad. Las sábana, suaves y deben permitir la termorregulación, al igual que el edredón nórdico. Este elemento que se utiliza solo en épocas de frío, debe abrigar sin sofocar ni provocar calor excesivo, además debe estar fabricado con materiales hipoalergénicos.

Elementos de nuestro dormitorio.

Es un espacio privilegiado en nuestro hogar, pasamos en él un tercio de nuestra vida y requiere de unas condiciones especiales que faciliten el sueño.  En el dormitorio deben dominar los azules y las combinaciones de no más de tres colores próximas en el círculo cromático. En cuanto a la iluminación, deberíamos tener varios puntos de luz estratégicamente distribuidos por el dormitorio, de intensidad variable, e ir modificando la fuente de luz según la actividad que llevemos a cabo. El mobiliario debe ser sencillo, poco recargado,  por una cuestión además de equilibrio,  por higiene, impidiéndose la excesiva acumulación de polvo.  Todo lo relacionado con el mundo laboral, debe quedarse fuera del dormitorio porque evocan una faceta de nuestra vida que nos impide desconectar y relajarnos. Nuevas tecnologías y aparatos eléctricos también inciden negativamente en nuestro sueño, así que aléjalos de tu espacio de descanso.

Condiciones ambientales.

Es un hecho probado que la cantidad de iluminación recibida influye en la conciliación del sueño, por lo tanto el dormitorio debe estar completamente a oscuras, por eso controla incluso la iluminación que proviene del exterior de la habitación.

Los ruidos constante y sostenido aunque sea de pocos decibelios puede interrumpir las fases de sueño profundo, empeorando la calidad del mismo, por eso vigila que tu habitación sea la más aislada de la vivienda.

Olores intensos también pueden ser malos aliados a la hora de descansar, por eso es conveniente ventilar todos los días la estancia para conservar un ambiente desodorizado.

Por último, pero no menos importante la temperatura de la estancia debe estar en torno a los 22º grados, por eso tanto los aparatos que se utilicen para caldear la habitación como los elementos del equipo de descanso, deben siempre conservar un equilibrio térmico.

Recuerda que un buen sueño es la base de una vida saludable y equilibrada, por eso si quieres empezar el año con buen pie, cuida tu descanso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.