Logo-LoMonaco-Cabecera
08/05/2017

Primera consulta sobre trastornos del sueño ¿cómo mejorarla?

En ocasiones, cuando un paciente llega a su primera consulta sobre un problema de sueño puede haber ciertas dificultades a la hora de presentar el caso y las características más relevantes del mismo. A menudo, la persona ofrece una serie de datos que no son importantes para el caso, obviando otros elementos imprescindibles. Por ello, en la entrada de hoy se va a enumerar una serie de recomendaciones para transmitir los principales datos al
Primera consulta sobre trastornos del sueño ¿cómo mejorarla?

Primeramente, se debe acudir al profesional correcto. Por ello, en una fase inicial, sería conveniente acudir al médico general, ya que, aunque el trastorno del sueño sea el origen de la demanda, este puede estar producido por otras causas que son las que debieran tratarse en primer lugar. Este hecho es especialmente relevante cuando los problemas de sueño surgen de forma aguda; es decir, que aparecen repentinamente en lugar de hacerlo de forma gradual y siendo más problemáticos con el paso del tiempo.

Identificando síntomas

Una vez en consulta debemos transmitir los síntomas al profesional. Para ello es conveniente que tengamos claros cuáles son los problemas que se nos presentan. Lo mejor sería informar de los síntomas que ocurren con mayor frecuencia o aquellos que nos suponen un mayor malestar. Por ejemplo, si nos cuesta unos minutos más que normalmente iniciar el sueño y, además de ello, cuando nos despertamos en mitad de la noche nos desvelamos, costándonos mucho volver a dormirnos, es probable que este segundo síntoma sea más problemático. En este caso debiéramos comenzar por explicar esta situación. Así pues, se debe enumerar en primer lugar los síntomas más graves o centrales. Tras ello, se puede mencionar aquellas circunstancias que se producen de forma más inusual. Además es conveniente tener claras las fechas de aparición de cada uno de los síntomas sufridos, puesto que es una información que puede ayudar a determinar posibles cambios que expliquen el trastorno.

¿Cuál es el origen de los trastornos del sueño?

En siguiente lugar, en muchos casos puede ser relevante (sobre todo en aquellos con inicio agudo) informar al profesional de cambios que hayan ocurrido en los momentos cercanos a la aparición de los síntomas. Cabe tener en cuenta cambios físicos tales como un traslado de ciudad o una enfermedad. Sin embargo, también resultan relevantes los cambios emocionales y que impliquen fuentes de estrés como una separación, un cambio de trabajo, un despido, enfermedades familiares, etc. Los cambios que producen ansiedad y estrés pueden influir en el sueño y ser la causa de muchos de ellos, además, puede ser interesante tratar los mismos aunque no sean el origen del trastorno.

Diario de sueño

Por último, en anteriores entradas de este blog se presentó qué es un diario del sueño. Aunque tal y como se explicó en dicha entrada dicho diario se debe adaptar a cada caso concreto hay una serie de aspectos que suelen ser relevantes (son los que se recogieron en la entrada señalada). Así pues, realizar un diario de sueño de la semana previa a la consulta para poder llevarlo en esta primera aproximación puede ser una gran fuente de información para el profesional y que no resulta tan costosa para nosotros. Con todos estos consejos la primera consulta puede ser mucho más provechosa y efectiva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *