Logo-LoMonaco-Cabecera
15/11/2016

¿Cómo ventilar un dormitorio?

Cuando nos enfrentamos a la tarea de la limpieza de la casa, existe un aspecto que no debemos olvidar: la ventilación, y muy especialmente la de los dormitorios. Esta acción es fundamental en la higiene del hogar.
¿Cómo ventilar un dormitorio?

Por “ventilar” entendemos, facilitar el intercambio de aire, permitiendo que entre aire del exterior, que se presupone “puro” y dejar salir el del interior, que se encontraría viciado.

Motivos para ventilar la casa

El motivo fundamental es por higiene y bienestar, ya que el oxígeno puro, nos hace sentirnos más cómodos, disipa malos olores y previene la aparición de humedad, moho y puede evitar el padecer de alguna afección respiratoria. Una duda frecuente versa sobre la aireación de un dormitorio cuando es utilizado por una persona enferma, en este caso la ventilación se torna fundamental para eliminar virus y bacterias, ayudando esto a la recuperación del afectado.

Es normal que mínimo ocho horas durmiendo en una habitación cerrada, el aire este viciado y es necesario que se renueve. Además es un paso previo para que la noche siguiente tengas un buen descanso, ya que un ambiente saludable requiere una estancia libre de olores. Así, una habitación aireada es sinónimo de sueño de calidad.

Métodos de ventilación

Existen varios métodos para ventilar las habitaciones. Lo menos habitual es tener una estancia sin ventanas, ni salidas al exterior, en este caso sería necesario un método de ventilación mecánica o artificial, utilizando campanas de extracción o ventiladores. Pero lo ideal, son los medios naturales de aireación, aprovechando las corrientes de aire naturales del exterior, bien mediante la ventilación cruzada (utilizando ventanas enfrentadas, que hacen que circule el aire alrededor de toda la habitación), mediante el llamado “efecto chimenea“, que se produce por la diferencia de peso, entre el aire frío y el aire caliente o por infiltración, es decir a través de pequeñas rendijas y espacios abiertos que existen.

En qué momento hay que ventilar

Ventilar el dormitorio según la época del año

En verano, lo ideal es aprovechar las primeras horas de la mañana, cuando el aire está más fresquito, mientras que en invierno, tenemos que ventilar el hogar lo justo y necesario para evitar derrochar electricidad.

Ventilar el dormitorio según el momento del día

Se recomienda realizar una ventilación parcial a diario en nuestro dormitorio tras levantarnos. Es decir, abrir parcialmente la ventana de la habitación que queremos airear y dejarla así durante un tiempo prolongado. Por otro lado, la ventilación instantánea, consiste en abrir las ventanas o las puertas completamente dos o tres veces al día pero por un período más corto de tiempo.

Ventilar tu cama

Cambio de sábanas: cuando lo hagas, deja tu cama un largo espacio de tiempo sin vestir.

Girar el colchón: periódicamente, siempre de pies a cabeza.

Tecnología Airflow®: ésta posibilita el flujo de aire en un entorno 360º, posibilitando la ventilación completa de nuestro colchón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *