Logo-LoMonaco-Cabecera
11/01/2016

¿Cómo nos levantábamos cuando no existía el despertador?

Una curiosidad que quizá tiene mucha gente es cómo eramos capaces de levantarnos temprano por la mañana cuando no existían los despertadores.
¿Cómo nos levantábamos cuando no existía el despertador?

Y esta duda tiene su lógica ya que el despertador es un invento que podríamos denominar de reciente creación (apenas tres siglos). Pero antes de responder a esta pregunta, tenemos que abordar la evolución de los diferentes artilugios y sistemas para medir el paso del tiempo y  que se han utilizado desde la antigüedad, ya que lo cierto es, que poner una medida al tiempo ha interesado desde siempre a  los seres humanos.

De hecho, buceando un poco en la historia de los ingenios elaborados en diferentes épocas y lugares, encontramos evidencias de mecanismos destinados a dividir o a introducir discontinuidades en el flujo del devenir: la clepsidra, de origen mesopotámico era capaz de  delimitar fracciones de tiempo, según lo que tarda una cantidad de agua en pasar de un recipiente a otro de iguales dimensiones; el reloj de sol egipcio, vinculado en principio a funciones sacerdotales; el pájaro mecánico inventado por los griegos (250 a.C.), que sonaba, avisando cuando subían la mareas; los campanarios de las iglesias comunales que tañían, en los albores del mercantilismo (siglo XII), al ritmo de las actividades de comerciantes y artesanos; el reloj de arena usado para establecer la duración de las misas (siglo XVI), o el cuerno utilizado por los encargados para despertar a los trabajadores de los talleres en los distritos textiles ingleses (siglo XVI).

Si lo pensamos detenidamente, la función de estos primitivos relojes no difiere mucho a la del reloj actual que iría más allá de medir el tiempo: organizar la vida cotidiana y ser otra forma de organización social (no olvidemos que el tiempo  es invento humano). Además de tratarse de una percepción cultural ¿o no te has parado a pensar que la férrea disciplina a la que nos somete el segundero de nuestro reloj sea completamente diferente a la que se vive en otro punto del planeta?

¿Y por qué el reloj empieza a dominar nuestra vida?

Los cambios tecnológicos y la progresiva industrialización que nos llevaron a la Edad Moderna exigían una cuantificación exhaustiva de la duración de las tareas: cuánto tardaba un obrero en realizar un conjunto de recados, cuánto tardaba una materia prima en llegar a su destino… En definitiva, se trata de una cuestión económica y de productividad. A su vez, la vida laboral ordena la vida personal y el uso de un instrumento que marque con exactitud los quehaceres diarios y marque el orden de la rutina.

En todo caso, a la pregunta que todos alguna vez en la vida nos hemos hecho de cómo se levantaba la gente de la cama cuando no había despertador no tiene una repuesta que se resuma en unas pocas frases. Puede intuirse que ésta cuestión está planteada desde el prisma de la sociedad actual, aquella que ha incorporado irremediablemente el tiempo del reloj, y el control horario a su realidad. Podríamos citar todos los utensilios que se han relacionado al principio del artículo: recuerda, pájaros mecánicos, cuernos, relojes despertadores, o los fenómenos naturales que también se utilizaban como referencia (los gallos, la luz del sol, la rotación de los astros… etc.). Sin embargo, estos objetos e indicaciones en sí mismos no dicen nada acerca de sus usos, ni del contexto en el que se empleaban.

Lo que sí tenemos claro es que si el colchón Lo Monaco se hubiere inventado antes que el despertador, levantarse temprano por la mañana no hubiese sido una inquietud para la humanidad ;).

Fuente: ¿Cómo se despertaba la gente cuando no había despertadores?  Adela Franzé Mundanó para el portal El País. En: http://elpais.com/elpais/2016/01/05/ciencia/1452008025_038284.html  11/01/2016

Avatar for LoMonaco

Hacemos tus sueños realidad. Pruébanos 14 noches en casa y vive el sueño ¿Aún quieres seguir comprando un colchón como hasta ahora?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.